No, en la NFL las cámaras no enfocan tanto a Taylor Swift


Conforme la aventura de Taylor Swift en la NFL comenzaba en el juego de los Jefes de Kansas City contra los Osos de Chicago el 24 de septiembre, la reacción del equipo de transmisión de la cadena Fox (y de gran parte del mundo de la NFL en general) se vio resumida por Erin Andrews, una reportera veterana en el campo.

“Necesitamos calmarnos” dijo Andrews poco después de que Travis Kelce anotó en la segunda mitad del partido.

La comentarista dijo eso como un guiño a una de las canciones de Swift (“You Need to Calm Down” que se traduce como “Necesitas calmarte”), pero también reconoció lo fascinados que estaban ella y sus colegas de tener a la estrella de pop más popular del mundo en el estadio Arrowhead para presenciar la participación de su nueva pareja, Kelce, con los Jefes. Greg Olsen, el analista principal en la transmisión, incluso presumió que Swift en alguna ocasión le había dado me gusta a uno de sus tuits.

Aunque la presencia de Swift hizo crecer mucho la audiencia de los juegos de los Jefes (Nielsen Media Research estimó que dos millones de mujeres más vieron el partido de Kansas City del 1 de octubre), algunas reacciones negativas eran inevitables. Swift bromeó sobre “hacer enojar a algunos papás y fanáticos del futbol americano” en el perfil en la edición de la revista Time que la nombra persona del año, pero la cantante se quedó sin frases ingeniosas (y expresiones faciales) cuando el comediante Jo Koy, en una desastrosa participación como conductor de los Globos de Oro, dijo: “¿Cuál es la gran diferencia entre los Globos de Oro y la NFL? En los Globos de Oro, las cámaras enfocan menos a Taylor Swift”.

Koy asistió a varios medios en los días siguientes para defender su broma y precisar que era una crítica a las transmisiones, no a Swift. Sin embargo, la realidad es que esa secuencia en la ceremonia de premios tomó 16 segundos en desarrollarse, mucho más tiempo del que CBS ha dedicado a mostrar a Swift en cualquiera de los dos últimos juegos de los Jefes a los que la intérprete asistió antes de esa noche.

Y ahora que los Jefes —y posiblemente Swift— se dirigen a Las Vegas para el Supertazón del 11 de febrero, la diferencia entre cuántas veces Swift aparece en pantalla y cuántas veces la gente parece pensar que las cámaras la enfocaron ha continuado. La realidad es que habitualmente está en la pantalla menos de 25 segundos durante transmisiones que duran más de tres horas y su nombre es mencionado en pocas ocasiones.

Rob Hyland, el productor que coordina las transmisiones de domingo por la noche de la NBC, ha estado a cargo de la cobertura de los dos partidos a los que Swift asistió (los Jets de Nueva York contra los Jefes del 1 de octubre y los Empacadores de Green Bay contra los Jefes el 3 de diciembre) y señaló que su equipo hace grandes preparativos sobre cómo van a cubrir a la cantante, pero que todo pierde importancia si el juego se pone interesante.

“Siempre es un balance entre lo que está pasando en el campo y cómo puedes mejorar lo que está sucediendo en el campo”, dijo Hyland, y retó a cualquier espectador insatisfecho a nombrar cualquier aspecto de los juegos que se hayan perdido como resultado de ver a Swift. “No era como decir: ‘Oye, vamos a mostrarla este número de veces’. Fue como ‘Oye, cuando sea adecuado, recordemos a los televidentes que ella está ahí’”.

El equipo de Hyland pasó los días previos al partido de los Jets —que fue solo a una semana de que se hiciese pública la relación entre Swift y Kelce— tratando frenéticamente de averiguar si Swift asistiría, llegando incluso a tener un avión de vigilancia buscando escoltas policiales en la zona. Pero un partido muy reñido hizo que la mayor parte de su preparación se dejara de lado en favor de la acción del partido (y al menos seis cortes a Aaron Rodgers, el mariscal de campo lesionado de los Jets, sentado en su propia suite).

Dos meses después, la NBC solo la enfocó una vez durante la retransmisión del partido de los Packers, en gran parte porque la novedad de la relación había empezado a desaparecer.

Un análisis detallado de los juegos que se han difundido desde Navidad revela patrones familiares de cobertura que tienen a los admiradores de Swift con la esperanza de ver más mientras que algunos fanáticos de la NFL que han alzado la voz se siguen sintiendo abrumados.

Apariciones en pantalla: 4 | Duración total: 32 segundos
Resumen de Travis: 11 atrapadas, 116 yardas, 1 anotación
Marcador: Jefes 17, Cuervos 10

En un gran día para Kelce, en el que batió el récord de atrapadas en postemporada de la NFL, la emisión de la CBS mostró a Swift solo cuatro veces durante el partido. Pero en un momento de pura sinergia corporativa, 17 segundos —más de la mitad de su tiempo total en antena— fueron una promoción interna para la próxima retransmisión de los Grammy por parte de la cadena.

“Por cierto, los Grammy, en directo, el próximo domingo, aquí mismo, en la CBS”, dijo Jim Nantz casi al final de la primera parte, mientras la cámara mostraba a Swift. “Ahí está Taylor Swift, y va a estar ahí en los Grammy”.

Swift no apareció durante la segunda parte del reñido partido, pero una vez concluido, se la pudo ver en el campo después del partido, junto con otros muchos amigos y familiares de los jugadores de los Jefes que celebraban que el equipo había ganado un viaje al Supertazón.

Apariciones en pantalla: 5 | Duración total: 24 segundos
Resumen de Travis: 5 atrapadas, 75 yardas, 2 anotaciones
Tiempo dedicado a Jason Kelce sin camiseta: 21 segundos
Marcador: Jefes 27, Bills 24

Tras una atrapada temprano en el partido por parte de Kelce, Swift apareció en pantalla en su suite de lujo y el comentarista Tony Romo dijo: “Ahí está una fanática interesada”. La transmisión volvió a su suite tras las dos atrapadas de anotación de Kelce para ver las celebraciones de la cantante. En la segunda, Romo señaló que Jason Kelce estaba sentado detrás de Swift bebiendo cerveza y con el torso desnudo. Ante lo que expresó: “Ahí está tu cuñado justo detrás de ti”, con lo que describió de manera errónea su relación con Travis Kelce (ya que no están casados), de la misma manera en la que lo hizo durante el partido de Kansas City en Navidad.

Apariciones en pantalla: 5 | Duración total: 1 minuto, 16 segundos
Resumen de Travis: 7 atrapadas, 71 yardas
Marcador: Jefes 26, Delfines 7

La chaqueta de Swift —una creación personalizada por Kristin Juszczyk— se volvió con rapidez la comidilla de las redes sociales. Respecto al juego, que se transmitió en exclusiva por el servicio de emisión en continuo Peacock, las menciones de Swift fueron pocas y distantes entre ellas, excepto una ocasión prolongada en la que los comentaristas del encuentro, Mike Tirico y Jason Garrett, conversaron sobre la cercanía a la ubicación de la intérprete.

“No estoy exactamente seguro de en qué parte del estadio se sienta Taylor Swift”, dijo Tirico mientras las cámaras mostraban su suite y comenzaban a retroceder. “Estamos sentados aquí viendo el partido. Durante el último cuarto y la mitad de este, varias personas han subido aquí y pensé: ‘Oye, han de adorar a Jason Garrett’. Todo el mundo está apuntando su cámara hacia nuestra cabina de transmisión para tomar una fotografía de Jason. Después, hace como 10 minutos, me di cuenta y pensé: ‘Oye, tonto, están tomando fotografías de Taylor’”.

Mientras la cámara mostró una toma amplia de la cabina, que se ubicaba justo encima de la suite de Swift, Garrett respondió: “Y lo peor es que he estado saludando todo el tiempo”.

Apariciones en pantalla: 3 | Duración total: 12 segundos
Resumen de Travis: 3 atrapadas, 16 yardas
Marcador: Jefes 25, Bengalíes 17

Fue un día tranquilo para Kelce, lo que condujo a pocas menciones de Swift. Tras una jugada defensiva clave por parte de uno de los compañeros de equipo de Kelce casi al final del partido, las cámaras de CBS mostraron a Swift celebrando en su suite y Romo relató: “Ves a todos los fanáticos (y a tu fanática favorita) emocionados en el estadio”.

Apariciones en pantalla: 3 | Duración total: 14 segundos
Resumen de Travis: 5 atrapadas, 44 yardas
Marcador: Raiders 20, Jefes 14

Swift y toda su familia pasaron la Navidad con los Jefes y su hermano, Austin, se vistió como Papá Noel. Sin embargo, después de que CBS inició su transmisión con una toma de Swift en su suite, prácticamente desapareció, es probable que se haya debido a que el desempeño de Kelce fue relativamente malo en una derrota frustrante. La tercera y última vez que las cámaras mostraron a Swift fue después de una atrapada de Kelce en el segundo cuarto, lo que causó que Romo expresara: “Y su esposa ama la jugada… quiero decir, su novia”.


Benjamin Hoffman es un editor sénior de deporte y escribe regularmente la columna Keeping Score. Entró a trabajar en el Times en 2004. Más de Benjamin Hoffman



Source link

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Scroll to Top